Mediación por una toma en Roca cerca del aeropuerto

Los ocupantes aseguran que el intendente Soria les prometió expropiar la tierra porque los dueños tenían deudas con el Municipio. Quieren pagar, pero esperan un precio accesible porque en el lugar no hay servicios.

Vecinos de una toma de Roca recibieron una notificación sobre una mediación judicial para llegar a un acuerdo con los propietarios de los terrenos. Se trata una zona compuesta por 13 manzanas ubicadas cerca del aeropuerto Arturo Illia entre las calles Jorge Newbery, Damas Patricias, Los Mirlos y Bernardino Rivadavia.

El conflicto lleva más de 10 años y los ocupantes están preocupados por que les pidan precios “altos” por esos terrenos que no cuentan con los servicios de luz, cloacas ni gas. La mediación judicial se realiza en el Juzgado Civil, Comercial, Minería y Sucesiones Nº 1.

Felipe Osman, uno de los vecinos y referente de ese sector, señaló que allí viven unas 180 familias. Además dijo que esperaban que el Municipio expropiara los terrenos porque recibieron “una promesa”, por parte del intendente Martín Soria hace dos años. Pero el abogado del Municipio Santiago Silva dijo que esa conversación “no fue así”.

“Recibimos una promesa de Soria de que estos terrenos se iban a expropiar porque los dueños tenían deudas acumuladas con el Municipio”, manifestó Osman.

El referente contó que tuvieron reuniones con los propietarios para que les dieran una forma de financiar el pago por los lotes. “Querían tratar con una sola persona y nos pidieron que formemos una cooperativa para poder pagar”, detalló.

Sin embargo, según contó Osman, Soria dijo “que no intentáramos eso, porque lo únicos que íbamos a llevar el peso del pago sería la comisión directiva”. Por otro lado Silva regó los términos de ese supuesto diálogo.

“Ante una actitud conciliadora de parte de los propietarios, nos pareció aventurado meternos y expropiar las tierras. Aspiramos a que lo resuelvan entre ellos sin la necesidad de llegar a una expropiación”, expresó Silva.

El abogado detalló que se designó un mediador y “posiblemente habrá propuestas económicas”. Agregó que “hasta donde tengo entendido no está previsto que se vaya a realizar un desalojo” ya que está previsto que se cumpla con un protocolo.

Luis Carrillo, otro vecino del asentamiento, manifestó que tiene la voluntad de pagar por la propiedad donde vive, sin embargo “espera que el precio sea razonable” ya que no están instalados los servicios públicos. “Estamos enganchados de la luz y el agua tiene muy poca presión, sale un hilito”, expresó.

Carrillo dijo que los inviernos deben calefaccionarse con leña porque tampoco acceden al gas. “Queremos pagar pero el precio tiene que ser acorde a las condiciones del terreno”, reiteró.

Dato

  • 13 cuadras comprende la zona de la toma ubicada cerca del aeropuerto.

“Aspiramos a que lo resuelvan entre ellos sin la necesidad de llegar a una expropiación. No está previsto un desalojo”. Santiago Silva, abogado del Municipio de Roca.

Editor Picks